Rejuvenece gracias a las microagujas

rejuvenecimiento con microagujas

¿Deseaas un rejuvenecimiento rápido, seguro y eficaz que puedas realizar desde la comodidad de tu casa? ¡Prueba las microagujas!

¿Por qué probar las microagujas?

Gracias a las microagujas, se activará la producción de colágeno y elastina, ayudando a la piel a absorber más rápidamente las sustancias activas. Gracias a este método, podrás acabar fácilmente con las arrugas, las cicatrices, el acné, reafirmar los contornos o solucionar los problemas de pigmentación irregular. A su vez, en los hombres, fomenta el crecimiento de la barba y el cabello.

¿Qué son las microagujas?

El funcionamiento de este método, que en inglés se llama microneedling, se basa en la capacidad autorregeneradora y reparadora de la piel. Se realiza con ayuda de un aparato especial, el dermaroller, que es precisamente un pequeño rodillo con microagujas de acero quirúrgico que, con un ligero masaje, deja pequeños pinchazos en la zona tratada. De esta forma, se estimula la producción de colágeno, elastina y otras sustancias beneficiosas en la piel. No, no debes tener miedo, los pinchazos son realmente microscópicos. Después de utilizar el dermaroller, como mucho observarás un ligero enrojecimiento. Generalmente, con este método se puede tratar la piel del rostro, el cuello, el escote, las manos o incluso la cabeza.

¿Cómo prepararse para el tratamiento con el dermaroller?

No temas, con un poco de práctica serás capaz de hacerlo tú misma. Utiliza el dermaroller siempre sobre la piel limpia, perfectamente desmaquillada y sin restos de grasa. Antes de nada, aclara siempre el rodillo dermaroller con agua caliente y desinféctalo. Para ello puedes usar una loción con alcohol o adquirir un producto desinfectante en la farmacia. No utilices nunca el dermaroller sobre la piel sin desmaquillar, ya que eso solo empeoraría su estado.

¿Cómo utilizar el dermaroller?

Pasa el dermaroller por una zona determinada (por ejemplo, la frente) aproximadamente cuatro veces, en horizontal, en vertical y en diagonal, sin ejercer demasiada presión sobre el rodillo. Es posible que sientas una ligera sensación de ardor o escozor, pero no te preocupes, pues se trata de una reacción habitual. Procede de la misma forma en todas las zonas que desees tratar. Después, espera un rato, calma la piel, por ejemplo, con agua termal y aplica un sérum o una crema para obtener un efecto aún mejor. Gracias al uso del dermaroller, estos se absorberán de forma mucho más rápida y efectiva y, por lo tanto, serán más eficaces. Al principio, recomendamos utilizar productos calmantes; cuando sepas cómo reacciona tu piel al tratamiento con el dermaroller, podrás probar productos más fuertes, por ejemplo, con vitamina C o retinol. Utiliza el tratamiento con microagujas aproximadamente una vez a la semana en función de la tolerancia de tu piel.

¿Para quíen son adecuadas las microagujas?

Para hombres y mujeres, simplemente para todos aquellos que deseen mejorar el estado de su piel y revitalizarla. A las mujeres les ayudan a reducir las arrugas, a reafirmar la piel flácida y a eliminar el acné, las cicatrices y las manchas de pigmentación, y también son eficaces en la lucha contra la celulitis o las estrías. A los hombres les ayudan a mejorar el crecimiento de la barba y el cabello, donde ofrecen unos resultados fantásticos. Después de su uso, siempre es bueno aplicar un producto adecuado para la zona concreta, es decir: en los muslos, un sérum anticelulítico; en la barbilla, un sérum que potencie el crecimiento de la barba; y en la cabeza, un producto para el crecimiento del cabello.

¿Cómo elegir el mejor dermaroller?

En primer lugar, piensa sobre qué parte del cuerpo utilizarás el rodillo dermaroller. El espesor de la piel es distinto en cada zona del cuerpo, por eso no puedes utilizar para el rostro unas agujas con la misma longitud que para eliminar la celulitis. Nuestro consejo es:

Para principiantes: El aplicador de microagujas para el rostro Zoë Ayla Micro-Needling Derma Roller. Tiene unas agujas con una longitud de 0,5 mm que penetran de forma indolora y delicada en las capas superiores de la piel y activan la producción de colágeno y los procesos curativos.

Para expertos: Aplicador de microagujas para el rostro âme pure CIT Face Roller. Cuenta con unas agujas un poco más largas, de 0,75 mm, que penetran en las capas más profundas de la piel, donde activan los procesos de regeneración y revitalización.

Para el cuerpo: El aplicador de microagujas para el cuerpo âme pure CIT Body Roller, que completa a la perfección el cuidado de la piel. Gracias a sus agujas con una longitud de 0,75 mm, resulta adecuado para tratar las estrías, la celulitis y para reafirmar e irrigar la piel en general.

Reglas de las microagujas:

  1. Desinfecta siempre el dermaroller antes del tratamiento.
  2. Realiza el tratamiento solo sobre la piel perfectamente limpia y desmaquillada.
  3. No utilices nunca el dermaroller si tienes acné en fase aguda, alergia, eczemas o cualquier otro tipo de lesiones o daños agudos en la piel. Espera siempre a que desaparezcan estos síntomas.
  4. No utilices el dermaroller justo antes o después de tomar el sol.
  5. A continuación, aplica siempre sobre la piel un producto adecuado para la zona del cuerpo concreta.

 

Autora: Laura García