Teñirse el cabello en casa: ¿qué opciones hay?

tintes caseros

¿Tiene tu cabello «un mal día» prácticamente todos los días y esperas impaciente el momento en el que por fin puedas pedir hora en tu peluquería? ¡No te rindas! No necesitas hacerte con un gorro para ponértelo incluso en casa porque te da miedo hasta mirarte al espejo. Nuestro peluquero profesional nos ha ayudado a preparar unos consejos para cuidar tu cabello en casa.

Teñirse el cabello en casa

Todo parece muy sencillo: simplemente abrimos la cajita con el tinte casero para el cabello y nos teñimos las raíces. Pero, sin embargo, el resultado puede decepcionarte. Si estás considerando teñirte el cabello sin ayuda, prueba estos consejos de nuestro peluquero profesional para que en tu peluquería no tengan que arreglar los daños causados.

¿Por qué a menudo no quedamos satisfechos con los resultados al teñirnos el cabello en casa?

«Tu peluquero normalmente mezcla el tinte a tu medida , mezclamos varios tonos distintos para obtener un color al gusto de la clienta. Esto quiere decir que, junto con tu peluquero o peluquera, creas algo que en casa estropearías. En casa no me pondría ni siquiera a decolorar, porque puede ser una gran catástrofe y el cabello podría tardar incluso varios meses en recuperarse. Me puedo imaginar que si te tiñes de color negro en casa, no estropeas nada, porque a decir verdad, pocas mujeres van a la peluquería a teñirse de negro».

Cómo teñirse el cabello sin estropear nada

Teniendo en cuenta que teñirse el cabello en casa puede ser arriesgado, nuestro peluquero profesional te ofrece unos consejos para que el tinte dure más y, también, para cubrir las raíces y las imperfecciones.

«Lo más fácil sería adquirir un spray para raíces, generalmente lo utilizan las mujeres que ya tienen canas y que tendrían que ir a la peluquería cada dos semanas. Ahora ha llegado el momento de que lo utilicen también otras mujeres. El consejo general es: compra siempre un spray un poco más oscuro, porque queda mejor cuando tienes las raíces más oscuras y no resaltan tanto en tu cabeza. En la mayoría de los casos, un spray para raíces dura en el cabello únicamente hasta el siguiente lavado».

NOTINO RECOMIENDA: El spray para raíces en distintos tonos L’Oréal Paris Magic Retouch se adhiere muy bien a tu cabello y se seca rápidamente.

Matizar el cabello

¡Otra alternativa a teñirse el cabello es simplemente matizarlo! «Puedes ir un paso más allá con tu mascarilla para el cabello teñido y utilizarla para refrescar tu color. Me refiero a los correctores capilares Kérastase Reflection, que puedes añadir a la mascarilla para el cabello teñido para revitalizar tu color. Esto es adecuado para las morenas, las castañas o las pelirrojas».

NOTINO RECOMIENDA: El champú con color Redken Brownlights es ideal para mantener los tonos fríos del cabello castaño.

Soy rubia, ¿y ahora qué?

«Si lo que necesitas es atenuar los reflejos rojos y cobrizos, es posible. Desde luego, esto no sustituye ni a un tinte ni a un baño de color, pero sí le aporta gracia y brillo al cabello. A todas las rubias con tonos amarillentos les recomendaría la mascarilla nutritiva violeta para el cabello Kérastase Blond Absolu Masque Ultra-Violet.

Si la dejas actuar en el cabello durante 5–15 minutos, neutraliza los tonos amarillentos y la ventaja para nosotros, los peluqueros, es que esto no nos afecta para nada en la siguiente decoloración. Sin embargo, cada cabello reacciona de manera algo diferente, así que algunos pueden adquirir un tono grisáceo, otros blanco, y otros incluso violeta. Mi consejo es: comienza poco a poco, ponte menos cantidad de mascarilla y reduce el tiempo de actuación y, después, si hace falta, puedes ir aumentando tanto la cantidad como el tiempo».

NOTINO RECOMIENDA: Puedes combinar la mascarilla también con el champú Blond Absolu Bain Ultra-Violet de la misma gama.

Cómo teñirse el cabello en casa

Tu peluquero seguramente no te lo recomendaría, pero si te decides a teñirte el cabello en casa, aquí tienes unos consejos básicos:

  • Lee detenidamente toda la información en el envase, sobre todo las instrucciones para teñir el cabello.
  • Puedes probar una mascarilla nutritiva sin pigmentos de color permanentes. De esta manera, reavivarás tu color y, si no quedas satisfecha con el resultado, tienes la seguridad de que el color se irá en unos cuantos lavados.
  • Si no tienes canas, no te compres un tinte permanente, sino uno temporal, que al menos se va quitando gradualmente y no deja que se noten tanto las raíces.
  • Si tienes oportunidad, llama directamente a tu peluquero y pídele consejo.

Manos a la obra

Si estás decidida y ya has elegido el tono, tenemos unos consejos concretos para teñirte el cabello en casa y que todo salga lo mejor posible.

  • Antes de teñirte, aplica cualquier crema en los contornos del cabello. De esta forma, el color no llegará a la piel. Pero ten cuidado de que la crema no cubra también el cabello, ya que el color podría no adherirse bien.
  • Si es posible, pide ayuda a alguien para que la parte de detrás del cabello no quede al final de un color diferente a la de delante.
  • Ayúdate con un pincel de calidad para teñir el cabello.
  • Aplica el color únicamente en las raíces y no lo extiendas a lo largo del cabello (o solo durante muy poco tiempo). Podría suceder fácilmente que entonces el cabello tuviera varios tonos.
  • Mientras actúa el tinte, retira con cuidado la crema que habías aplicado.
  • Deja que el tinte actúe durante el tiempo que se recomienda en las instrucciones.
  • ¡No te olvides de un buen cuidado! Aclara bien el tinte lavando el cabello con champú y aplica una mascarilla de calidad a lo largo del cabello y en las puntas.

 

Autora: Laura García