Nivea Men Sensitive

bálsamo after shave

Nivea Men Sensitive bálsamo after shave
Nivea Men Sensitive bálsamo after shave
Nivea Men Sensitive bálsamo after shave
Nivea Men Sensitive bálsamo after shave
-FL18ROqFyM
Nivea Men Sensitive bálsamo after shave
-FL18ROqFyM
100 ml
4,90

Código: NIV0274 | Más de 20 uds. en stock
uds
Correos Express - Espana peninsular
martes, 20/11/2018
Nivea Men Sensitive
100 ml | 4,90

Descripción del producto cosmético Nivea Men Sensitive

El aftershave Nivea Men Sensitive para después del afeitado restablece la hidratación y calma la piel.

Características:

  • reduce el enrojecimiento y calma la piel
  • previene la irritación de la piel
  • desinfecta pequeñas heridas de la piel

Modo de empleo:
Aplica sobre la cara y cuello después del afeitado. Deja que se absorba.

Características

Edad
para todas las edades
Textura
bálsamo
Tipo de piel
para todo tipo de pieles, incluso la sensible

Sobre la marca Nivea

La marca Nivea, hoy mundialmente conocida, fue fundada en Alemania en el año 1911. Su nacimiento se lo debemos al Dr. Oscar Troplowitz, el visionario farmacéutico que logró combinar aceite y agua en una crema estable. El nombre de la marca surgió de la denominación latina para la palabra nieve, inspirado en la pureza del color blanco del producto. Así surgió la legendaria crema Nivea.

En 1925, este producto recibió su icónica cubierta azul; sin embargo, todo este tiempo y hasta la actualidad, su contenido ha sido absolutamente fiel a la receta original. La clásica crema Nivea se ha convertido en parte de la vida de personas de muchas generaciones. Nutre la piel del cuerpo y el rostro de forma eficaz y, gracias a su fina y aterciopelada textura y a su inconfundible aroma, se ha convertido para muchos en un hermoso recuerdo de la infancia.

Hoy en día, Nivea ofrece una amplia gama de productos cosméticos de calidad al alcance de todos. Su crema bronceadora no tardó en disfrutar de gran popularidad, al igual que su colección de cosméticos para hombre Nivea Men. Nivea cuida de la piel del rostro y el cuerpo desde hace ya más de 100 años y, en ese tiempo, se ha convertido en un miembro más de la familia en millones de hogares de todo el mundo.